Pericardiectomía laparoscópica

Una pericardiotomía es la práctica de una resección en forma de ventana en el pericardio, en su parte anterior, para así poder drenar líquidos o liberar estructuras que puedan estar comprimidas Apertura de la cavidad pericárdica.

Somos especialistas en laparoscopias en centros veterinarios. Ofrecemos servicios de operaciones mediante la técnica de laparoscopia con equipamiento avanzado en tu propio centro veterinario.

Técnicas e indicaciones

La pericardiocentesis está indicada principalmente en el tratamiento del taponamiento cardíaco y los derrames pericárdicos graves sintomáticos. Puede realizarse con fines diagnósticos en la pericarditis bacteriana y neoplásica no filiadas o ante sospecha de pericarditis purulenta. Las principales técnicas quirúrgicas son la pericardioscopia, que permite toma de biopsias dirigidas, la ventana pericárdica y la pericardiectomía.

El bienestar animal es nuestro principal objetivo

Conoce nuestro equipamiento específico para operaciones de laparoscopia

Beneficios de laparoscopia en este tipo de operaciones

  • Incisiones más pequeñas y menos traumáticas que una toracotomía.
  • Menor dolor y recuperación más rápida.
  • Menor riesgo de infecciones.

Cómo se ejecuta la laparoscopia

Pacientes con alteraciones cardíacas con derrame pericárdico. Los síndromes pericárdicos pueden requerir el tratamiento quirúrgico con fines diagnósticos o terapéuticos.

A quién va dirigido el servicio

El tratamiento definitivo de la pericarditis constrictiva y algunos casos seleccionados de pericarditis recurrente es la pericardiectomía quirúrgica.